Como a segurança digital pode influenciar na produtividade dos colaboradores?

¿Cómo puede la seguridad digital influir en la productividad de los empleados?

Post disponível em / disponible en / available in: Português Español English

Tempo de leitura: 5 minutos

¿Puedes imaginar en los días actuales tu vida sin internet? Es difícil para las personas y las empresas vivir sin este recurso. Facilita la comunicación, agiliza los procesos, permite el intercambio de datos, el acceso a la información y una serie de otros beneficios. Sin embargo, usted sabía que descuidar los principios de seguridad digital pueden influir negativamente en la productividad de los empleados.

Una encuesta llevada a cabo por OSTEC y NEOTRIAD, que pretendía trazar el perfil de uso de internet en las empresas brasileñas, reveló que aproximadamente el 57% de los encuestados tendría gran dificultad para realizar sus actividades laborales en caso de indisponibilidad del recurso de internet.

Además de relatar cuán dependientes los colaboradores son del recurso de internet, la investigación identifica el mal uso del recurso como uno de los principales generadores de dispersión en ambiente de trabajo, reflejando en falta de productividad. Es necesario, por lo tanto, entender cuál es el impacto generado por tales actitudes y cómo promover cambios en el ambiente para eludir estas situaciones.

 

Continúe leyendo este contenido y sepa cómo dar los primeros pasos hacia una organización más comprometida y productiva.

Datos que prueban los daños generados por el mal uso de Internet

Muchos dicen que el acceso liberado a todo tipo de sitios y aplicaciones no afecta el rendimiento durante el período de trabajo. No es lo que apuntan diversas investigaciones sobre el asunto. Y luego trajimos algunos de estos datos para hacerle abrir los ojos y ver este problema.

Ya hemos mostrado en un post anterior, donde hablamos sobre las consecuencias del uso inadecuado de Internet, de una forma más amplia. En lo que se refiere a la productividad, es posible hacer referencia a la encuesta realizada por Triad, empresa de consultoría en productividad, que reveló que el 80% de los encuestados gasta hasta 3 horas diarias en actividades personales durante el horario de trabajo. En el estudio, el 35,6% afirmó que el uso de Internet es el que más desvía el foco del trabajo.

Um resultado parecido tuvo la encuesta hecha por Ostec y Neotriad, que también fue referenciada en este blog post. El 21% de los empleados hacen uso de Internet para fines no asociados al trabajo con gran frecuencia, el 61,4% con poca frecuencia, y sólo el 17,5% no hacen uso de Internet para fines personales.

No es casual que Brasil está en la 50ª posición en el ranking de productividad, que evaluó 68 países, según muestra una investigación desarrollada por la Fundación Getulio Vargas.

¿Bloquear el acceso a sitios y aplicaciones resuelve?

En esta misma investigación que realizamos, logramos constatar que el 62,6% de los colaboradores afirman hacer uso de medios alternativos para acceder a contenidos no relacionados al trabajo, a través de dispositivos personales, evitando acceso a través de la red corporativa.

Es decir, aunque los accesos sean bloqueados por la red corporativa, hoy con la facilidad de acceso a internet a través de redes móviles, resulta muy difícil impedir la desviación de atención generada por ese comportamiento usando como recurso sólo el bloqueo a sitios y aplicaciones.

Es necesario, por lo tanto, que haya concientización y una sólida política de control de uso de internet, que incluya también normas para regular el uso de dispositivos personales.

Cómo establecer controles y aumentar la productividad

El primer paso es informar y concientizar. El uso indiscriminado de Internet durante el horario de trabajo no sólo termina con la productividad, pero también expone la organización a otros riesgos relacionados con la seguridad digital.

Con un control de acceso eficiente se puede disminuir la ocurrencia de Shadow IT, impedir también la descarga de aplicaciones no autorizadas y así evitar fallas de seguridad y todas sus consecuencias.

Así, corresponde a los gestores y CIOs la implementación de una política de uso de Internet que establezca los derechos y responsabilidades de quien la utiliza, además de ser transparente en cuestiones como:

 

  • Que empleados pueden usar Internet;
  • Que sitios y aplicaciones están liberadas;
  • Situaciones consideradas abusivas;
  • Privacidad de información personal, ya sea de clientes, usuarios o empleados;
  • Confidencialidad de las informaciones institucionales, es decir, si pueden ser repasadas a terceros, entre otras.

A partir de eso, se pueden buscar aplicaciones y herramientas que auxilien en el control de tráfico y seguimiento de esa operación.

Una de las posibilidades es crear controles basados en grupos o usuarios. De esta forma, por ejemplo, el grupo que trabaja en el sector de marketing, puede tener acceso irrestricto a las redes sociales, mientras que otro sector puede tener este acceso limitado.

Flexibilizar determinados contenidos por horario también es una estrategia eficiente para minimizar la rigidez de las políticas de seguridad. De esta forma, los usuarios pueden tener cuotas diarias de uso para determinados fines, o horarios específicos donde se permiten sitios web.

Otra opción es controlar el acceso por categorías, como puede ser hecho con la ayuda del producto OSTEC UTM que cuenta con un recurso denominado OSTEC WebEyes que posee 32 mil millones de sitios clasificados en más de 180 categorías como religión, entretenimiento, contenido adulto, juegos, compras en línea, bancos, etc. Esta característica proporciona alta eficiencia a los controles establecidos sobre el uso de Internet.

Mejore su seguridad digital y garantice la máxima productividad

Crear controles sobre Internet e implementar otros recursos que garanticen la seguridad digital en la empresa son esenciales para organizaciones que quieren mantenerse competitivas y en ascenso en el mercado.

Las fallas de seguridad pueden generar impactos extremadamente negativos. El secuestro o la filtración de datos, el robo de información o datos bancarios, son sólo algunos ejemplos de situaciones que pueden generar pérdidas para las empresas.

El control sobre el uso de Internet es sólo uno de los elementos que pueden ser tratados con la aplicación de soluciones de seguridad digital, sin embargo, el universo de aplicación dentro de las organizaciones es mucho más amplio.

Si tienes interés en sumergirte un poco más en el universo de seguridad digital, ¡ponte en contacto con uno de nuestros expertos!

 

ostec
ostec@ostec.com.br
No Comments

Post A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.