Migração para nuvem e os benefícios associados a segurança

Migración a la nube y los beneficios asociados a la seguridad

Post disponível em / disponible en / available in: Português Español English

Tempo de leitura: 6 minutos

Mantener la integridad del dato corporativo es uno de los principales desafíos de los analistas de tecnología de las empresas, independientemente de su tamaño o segmento. Esto ocurre, pues el dato corporativo representa uno de los principales activos de la empresa, siendo esencial para la continuidad del negocio.

Esta realidad ha hecho que los mecanismos de seguridad y backup evolucionen rápidamente en los últimos años, en especial aquellos enfocados en conceptos de nube, utilizados por empresas para ampliar principios de seguridad y disponibilidad del dato corporativo y que gradualmente viene sustituyendo las estructuras propietarias de servidores asignados en las organizaciones.

Este movimiento está evidenciado en la investigación desarrollada por la consultora Gartner, que indica aumento en el número de servidores virtuales. De acuerdo a la encuesta, el número de servidores virtuales ya está superando a los físicos, alcanzando la marca del 70% en los próximos años. Esta es una tendencia natural del mercado que busca más eficiencia, menores costos y, por supuesto, más seguridad, al final, a diferencia de lo que se pensaba en el pasado, en la mayoría de los casos, la nube es un ambiente altamente seguro.

Por eso, las soluciones de seguridad orientadas a la nube (Cloud Security) han crecido cada vez más en todo el mundo. En 2015, un estudio de la consultora Frost & Sullivan, divulgado por el periódico Estadão, indicó que la computación en nube había crecido un 30% en Brasil y movido 1.100 millones de dólares. ¡En el mundo fueron casi 160 mil millones de dólares!

Continúe leyendo este blog post y sepa algunas ventajas asociadas al uso de ambientes virtuales, bajo el aspecto de la seguridad, cuando comparado con estructurales de datacenters alojados en la propia empresa.

¡Directo al punto! ¿La nube es más segura que el datacenter local?

Esta es una de las grandes dudas cuando una empresa comienza a dar sus primeros pasos en busca de una mayor seguridad de sus datos, pensando en la migración a la nube. Esto es comprensible, al final tendemos a creer que las informaciones que están físicamente cercanas, bajo nuestro dominio, están siempre más seguras.

Sin embargo, cuando el asunto es seguridad de la información, la mayoría de las veces los entornos en nube traen mucha más eficiencia, economía y protección. Para que la información de una empresa sea almacenada en un datacenter local es necesaria una alta inversión en equipos y personal, además de una rigurosa rutina de comprobaciones y copias de seguridad. Además, los elementos almacenados en un datacenter local son más propensos a pérdidas por error en el hardware o daños por desastres, ya que normalmente no cuentan con recursos de redundancia lógica y física, presentes en datacenters comerciales.

Cuando los datos están en la nube uno delega buena parte de la gestión del ambiente físico a terceros, incluyendo la estructura de seguridad necesaria para la protección del dato corporativo. Los servicios en nube, normalmente poseen variadas posibilidades de contratación, incluyendo formatos con mayor flexibilidad e implicación del equipo contratado en el proceso de mantenimiento del ambiente. Sin embargo, normalmente es una opción pensada por empresas que tienen una alta madurez técnica, incluyendo conocimientos especializados en seguridad digital.

En este sentido, cabe resaltar que uno de los grandes beneficios de la adopción de la nube está asociado a tercerización de la responsabilidad sobre la seguridad del dato corporativo. Necesariamente, una empresa tercera, con mayores recursos físicos y técnicos para promover tranquilidad para el contratista y su equipo de tecnología.

Las ventajas de Cloud Security

Como ya mencionamos, una de las ventajas es justamente tener un equipo preparado y soluciones siempre actualizadas, ya que los proveedores de nube invierten fuertemente en sus productos y en sus equipos para mantener la excelencia de los servicios ofrecidos.

Además, las estructuras en nube pueden ser altamente escalables, ya que la organización no necesita invertir en servidores locales, comprar nuevos equipos, espacios más grandes además de contracción y entrenamiento de empleados.

Mientras que una pequeña o mediana empresa necesitaría tener costos iniciales altos para implementar un datacenter interno, la contratación de una estructura en nube permite más economía y rápida implantación, sin dificultades y burocracias. No es casual que a medida que crezca el número de startups, con productos basados ​​en app’s, también se populariza el concepto de nube y aquellos asociados a la protección de la misma. Un startup puede crecer vertiginosamente en poco tiempo y, por eso, necesita contar con servicios que acompañen este crecimiento, sin renunciar a la seguridad.

Otra ventaja ofrecida por algunos proveedores de estos servicios son los informes de auditoría independientes que pueden ser elaborados por terceros para comprobar que los procesos internos son eficaces en la gestión de la seguridad dentro de sus instalaciones durante el almacenamiento de datos.

 

Los servicios de cloud securitytambién utilizan prácticas reconocidas y recomendadas por el mercado, que se garantizan mediante certificaciones y requisitos de cumplimiento. Las garantías asociadas a la disponibilidad del servicio, el tiempo de atención mediante las demandas de soporte y la recuperación de desastres son elementos acordados entre proveedores y clientes. Es decir, especifica en los contratos de servicio todas las reglas de privacidad y protección adoptadas, posibilitando también seguridad jurídica para el contratista.

Al adoptar una nube y todo el aparato de seguridad asociado a ella, su organización logra obtener altos niveles de protección, incluyendo la realización frecuente de pruebas de seguridad. Como se comentó anteriormente, también contará con planes de recuperación de desastres bien elaborados que reducirán los riesgos relacionados con daños en el equipo o fallas físicas, además de beneficiarse de actualizaciones permanentes de las herramientas de protección.

Sumamos un dato del informe Threat Report de Crowd Research Partners, que indica que las principales fallas de seguridad que cometen las empresas ocurren por responsabilidad de los propios usuarios, siendo que sólo el 38% de las organizaciones tienen política de seguridad con reglas y responsabilidades definidas para la protección de los datos.

Por lo tanto, es evidente que la migración de estructuras y servicios a la nube es un camino que viene siendo recorrido a pasos agigantados. Por lo tanto, evalúe las características de su negocio y, en caso de evaluar la migración del datacenter corporativo a la nube, sea altamente prudente al evaluar los aspectos de seguridad que el proveedor del servicio ofrece.

Y recuerde, en caso de duda, hable con uno de nuestros especialistas

Continúe su lectura

    ostec
    ostec@ostec.com.br
    No Comments

    Post A Comment

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.